Volver al BLOG

 PORTADA

 SECRETARIA

 SOCIOS

 AUDITORIUM

 Coros y concier.

 Coment. music

 PARTITURAS

 Arch. Histórico

 CRONICAS

 CARTAS

 La Cocina

 Actualidad

 PRIVADO

 CONTACTO

 Enviar comentario

 AYUDA

Páginas |1 |2 |3 |4 |5 |6 |7 |8 |9 | Ir a Sala de ensayo >>

Concer-Net Santa Cecilia 2011

 


Primera parte
-Cantantibus organis (N. Otaño): grabado en el concierto de Santa Cecilia 2010 en Comillas. >>
-Caligaverunt (T. L. de Victoria): versión de la Schola Cantorum de Comillas en 1961 >>
-O magnum mysterium (T. L. de Victoria): versión del coro Wesminster Cathedral
>>
-Pan divino y gracioso (F. Guerrero): versión de Saturday Chorale
>>
-Q'es de ti desconsolada (J. del Enzina): versión de Hesperion XXI >>

Segunda parte
-Las hogueras de San Juan (J. I. Prieto): versión digital de Gregorio Azagra
>>
-Suite vasca-Plegaria (N. Otaño): versión Aretxabaleta Abesbatza
>>
-Yo vi un día (O. di Laso): versión del Coro Clásico de Vigo 
>>
-Eis erota. Al amor (R. Manero): versión digital Man-ri >>
    .La soledad de la novia
    .La llegada del novio
    .Epitalamio

Tercera parte
-Pueri hebraeorum (T. L. Victoria): versión coro Fernando Remacha de Tudela  >>
-5ª Bienaventuranza (C. Franck): versión Gächinger Kantorey Stuttgart  
>>
    .Solo de tenor
    .Coro terrestre
    .Solo de Cristio
    .Coro de Ángeles
    .El Ángel del perdón
    .Coro general
-Adios (J. I. Prieto): versión participada en el concierto de Santa Cecilia 2010 en Comillas.  >>


Prosit....


Comentarios

Appreciation for the great blog post. I am glad I have taken the time to learn this.
Anónimo
22 de noviembre de 2011 22:27

Eres un titán, Alejandro. Sentado frente al ordenador eres capaz de remover Roma con Santiago y de llevar adelante todo lo que proyectas, sin escatimar ilusión y esfuerzos. Lo que más me impresiona es que no lo haces esperando que la gente reaccione con contribuciones personales, comentarios etc., sino convencido de que todo esto tiene una repercusión honda en el espíritu de esas personas, aunque no lo manifiesten. Alguna vez me has citado a Virgilio, para expresar este tesón tuyo: “possunt quia posse videntur”. Yo me alegro de que así sea. Tu concierto me ha conmovido y espero que sean muchos los que valoren como se merece este trabajo tuyo. Respecto a que hayas puesto el “Eis Erota” como una obra más, debo decirte con toda sinceridad que me parece fuera de lugar, lo único “disonante” del programa. No forma parte de la tradición musical del concierto de Santa Cecilia, que todas las demás obras evocan. En este festival de memorias “dulces y alegres, cuando Dios quería”, que nos has organizado, sólo falta la composición de lugar, more ignaciano. “Ver con la vista de la imaginación la longura, anchura y profundidad”, no del infierno, naturalmente, sino de aquel paraíso perdido, del Paraninfo. Los marqueses, tan puestos en sus cuadros (Don Claudio “cual lo vio Sotomayor”), a nuestra izquierda de jóvenes cantores. Y a nuestra derecha, aquella buena reproducción del cuadro de Berruguete “La apoteosis de Santo Tomás” (la “apostasía de Santo Tomás”, según aquel cicerone aficionado, que evidentemente no tenía carnet de tal) Y, al fondo, sobre el estrado, “la patrística”. Algún resplandor de gafas, asintiendo o tal vez reprobando, si lo que se contemplaba desde la altura eran los pulcros pantalones que asomaban bajo la sotana del director. En fin, muchas gracias porque no te has limitado a trasmitirnos una escueta felicitación al uso por la fiesta de Santa Cecilia, sino que nos has preparado esta degustación de músicas que se nos pasean por la sangre desde los tiempos de nuestra juventud.
Rafael
23 de noviembre de 2011 10:37

En primer lugar debo hacer extensiva tu felicitación a Ramón Cubillas y a Arcadio Fernández que han aportado varias de las obras del programa. Gracias a ellos pude elegir entre varias versiones (del Caligaverunt, petición expresa de JoséMa, teníamos hasta 4 interpretaciones diferentes). Como siempre, fue un trabajo en equipo.
El montaje resultó laborioso, sin duda. Y las respuestas... silencios. Pero estoy convencido de que lo que hacemos tiene y tendrá repercusión. Me consta de unos cuantos que disfrutan profundamente con lo que hacemos. Y yo, ni te cuento. Gracias a esta tarea he descubierto, en esta ocasión, a Guerrero y la música del XVI. He conseguido una colección de música antigua que en su momento compartiremos. Genial! San Juan de la Cruz en polifonía.
Con respecto a la inclusión de una de tus obras (elegí el Eis Erota pero podía haber seleccionado otras) ya te he dicho en carta personal que no tengo argumentos de experto pero estoy completamente convencido de que tu música recoge la más pura tradición comillesa. A mí, y sé que también a otros muchos, me cala hondo. Es arte, suena de perlas, dibuja el amor y al poema de Safo con bellas armonías. ¿Qué más se le puede pedir para subirla a la tarima del Paraninfo?
Termino. ¿Echaste en falta realmente el Paraninfo? Lo cierto es que, leyendo en tu comentario y el detalle con que lo discribes, parece que lo estás viendo.
Alejandro
23 de noviembre de 2011 20:16


Mi Santa Cecilia particular no pudo ser precisamente musical. Estos últimos días he estado ocupado y fuera de casa. Esta mañana, sin embargo, me he sentado tranquilamente ante el ordenador dejando a un lado por el momento tareas pendientes. Había que degustar el goloso caramelo de Alejandro y cumplir con la santa del arpa (otros la pintan con un teclado). He podido escuchar con inusitada tranquilidad el peculiar concierto que nos ha preparado el anacoreta de Ruiloba.. Una gozada.. empezando por el inevitable y clásico “Cantantibus organis” en memorable versión de los coros reunidos en el Santa Cecilia comillés del año pasado para acabar con el “Adios” de Prieto en el familiar marco de la iglesia del pueblo. El concierto que nos presenta Alejandro es un programa con guiños a autores, obras, coros y directores con el denominador común de su relación con la Schola y los recordados conciertos del Paraninfo. Pero además introduce interpretaciones fabulosas como la del conjunto Hiperion XXI de “Qu´es de ti desconsolado” de Juan del Encina o la Quinta Bienaventuranza de Cesar Franz en la formidable versión del Coro de Suttgart. Ese patético lamento del “¿Qu'es de ti, desconsolado? ¿Qu'es de ti, Rey de Granada? ¿Qu'es de tu tierra y tus moros? ¿Dónde tienes tu morada?” suena aquí en la voz de la contralto con todo el dramatismo que contenía el lejano texto..
Todo ello por no hablar de los “nuestros”, la increíble versión digital de Azagra de “las Hogueras de San Juan” de Prieto y el sorprendente “Eis Erota” de Rafa Manero y las briosas y ajustadas direcciones de Nacho Zurbano y Joaquin Carvajal con sus coros, el “Remacha” y el “Clásico de Vigo”. El “Caligaverunt” y el “Pueri Hebreorum” de T. L. Victoria suena con ellas a Comillas y al Prieto en todo su esplendor.
Ah! Me ha emocionado, una vez mas, esa melodía que llevo desde siempre muy dentro y que la versionó Otaño en la “Plegaria” de la Suite Vasca de Otaño en su versión del Coro de Aretxabaleta….
Todo una delicia. Gracias, Alejandro por rememorar, en mi al menos, la mejor música y los mejores momentos del Paraninfo de nuestro Comillas perdido ya en el tiempo.
Xabier S. Erauskin
24 de noviembre de 2011 15:26


Excelente el Concert-Net Santa Cecilia 2011. Tenía el aliciente de la sorpresa que nos daría el programa. Para los que amamos la música coral-vocal -y la instrumental, Rafael (mil gracias)- ha sido una delicia.
Las nuevas tecnologías y, sobre todo la sapiencia y la impagabe dedicación de Alejandro, han hecho posible renovar y acualizar los conciertos de la Schola. No tienen el aliciente del directo, pero la memoria y los sentimientos, suplen con creces el disfrute de esta música y la unión de todos los que pertenecimos a aquel mundo.
ARCADIO FERNANDEZ
24 de noviembre de 2011 18:19

De Guerrero lo que más me interesaba era el "Qué buen año", que no llegó.Pero no te molestes.Para mí sólo era deseable cantado en cierta manera por mì, por nuestra Schola. En el Net.Concierto ya empecé lamentando que el coro que lo cantaba no fuese nuestra Schola, como se anunciaba, erróneamente a mi juicio, sino el conjunto de coros del año pasado, sentí la nostalgia del pianissimo al "O beata Caecilia". lo encontré todo un tanto salvaje, de novatos, con preponderancia de las voces graves y sin matices.
De Guerrero mi gran recuerdo era el "Qué buen año", que no llegó, y me pasa lo mismo, quiero oír a mi Schola en una de las estaciones de la procesión en torno a la fachada el jueves del Corpus, frente al Puente de Miranda...Los que cantaban en el Net C. la otra pieza,,el "Pan divino" parecían un grupo de cuatro a seis personas, no un coro y mucho menos la Schola. Lo que me enviaste no lo encuentro , debí de hacer una falsa maniobra y se fue.Te agradezco el regalo, por la buena intención.
De todo esto, si leo los comentarios ( en parte Lamentaciones...) de Manero y tú, me parece que no pueden ser muchos los que lo lean y que siga por ello ese silencio que tanto pesa en tu alma. Me parece imposible que muchos, como tú dices, estén entrando en el blog(¿o es que carecerán de la poca técnica necesaria para leer los comentarios?) y que sigan, a pesar de todo, emperrados en ese silencio.Con lo fácil que hoy es participar...
Hemos de concluir que queda medio decidido lo que va a ser el blog, algo absolutamente tuyo y de los pocos activos, algo que quedará para la posteridad y nos va a alegrar un tanto ya al presente.Pero te sentirás, creo yo, cada vez más solo, con más silencios a tu alrededor.Porque la diferencia entre lo que tú (el “titàn...”) realizas y las reacciones de los parroquianos receptores va a aumentar en perjuicio tuyo, porque tú sigues trabajando y la parroquia sigue guardando silencio, ergo: cada vez parecerá más exigua la reacción a lo que haces comparada con tu obra gigante...
No le veo solución a la cosa,Tal vez la solución sea una redefinición de lo que es el blog.Pero con definir las cosas no basta.Bueno, yo mismo me hago un lío.
Liado en ese abrazo
JoséMa
24 de noviembre de 2011 18:31

Mi querido JoséMa, déjame decirte algo para mitigar un poco tu frustración:
El "salvaje y de novatos" Cantantibus era expresión de un colectivo que apenas había ensayado la pieza 5 minutos. ¿Fue una osadía abrir al público el primer ensayo? Quizá. Yo fui el responsable y lo volveré a promover en cuanto lo vea posible. No había alternativa: así o nada. Los 130 valientes que subimos al estrado, elegimos.
Varios de nosotros hemos removido cielo y tierra buscando el "Qué buen año" de Guerrero. Al fin lo encontré pero ya era tarde. Y la versión no es de coro y mucho menos de la Schola (creo que nunca grabó esa pieza). Te lo pondré en los próximos días especialmente dedicado a tí.
El concer-net lo disfrutó poca gente. Tienes razón. Ocho lo escucharon la tarde-noche del 22 y trece más ayer día 23.
Tu forma de entender la soledad no la comparto. Ya sabes lo que dice la canción: tres son multitud... Hay al menos 10 amigos, entre los que te incluyo, que siguen casi a diario nuestras andanzas y colaboran de diferentes formas. Tú mismo puedes ponerles nombre y apellidos. Ellos y los cientos que ocasionalmente se detienen en nuestros "jardines" (fíjate que la primera felicitación llegó de un anónimo y en inglés, 4 horas después de abrir la página del concierto) me hacen sentirme en una gratísima compañía. Creo que incluso con la mitad seguiría adelante.
Gracias en todo caso por tu comentario. Y, por favor, no seas tan riguroso. Disfruta los aspectos positivos que, sin duda, alguno habrá.
Alejandro Rivas
24 de noviembre de 2011 21:20